Oxford lanza sus propios exámenes de certificación de nivel de inglés

Idiomas - jueves, 06 de abril de 2017

Los exámenes de esta universidad, que competirá con Cambridge, serán 100% on-line y se realizarán en los más de 60 centros autorizados de toda España

 La Universidad de Oxford lanza en España su nuevo examen de certificación de nivel de inglés. Se denominará Oxford Test of English (OTE), será 100% on-line y se hará en alguno de los más de 60 centros autorizados por la institución académica en todo el país. Respecto a otros exámenes, la principal novedad es que su duración será de apenas dos horas -en las que se medirán las habilidades en el 'reading', el 'writing', el 'listening' y el 'speaking'- y que estará disponible los 365 días del año. En una primera etapa, los alumnos podrán certificar sus niveles A2, B1 y B2, aunque la universidad estudia ampliarlo a C en el futuro. No habrá aprobados o suspensos: simplemente, se certificará el nivel.

De esta manera, Oxford entra en un campo al que había permanecido ajeno hasta ahora y que dominaba su gran rival, la Universidad de Cambridge. Hasta el momento, la Universidad de Oxford ofrecía material para preparar otros exámenes, pero no había dado el paso de ofrecer su propia evaluación. Para estrenar este sistema en todo el mundo elige España, un país donde operan desde hace 25 años y que consideran su mercado más importante en el mundo.

La marca 'Universidad de Oxford' es el principal aval con el que cuenta el OTE. «Estoy orgulloso de decir que la universidad confía tanto en la calidad y efectividad del Oxford Test of English que están dispuestos a certificar el examen, lo que a efectos prácticos significa que la Universidad de Oxford garantiza los resultados», ha señalado Peter Marshall, 'managing director' de la división de English Language Teaching de Oxford University Press, la editorial de la universidad.

No existe un precio fijo para que cada alumno haga el examen. «Oxford marca unos niveles que están por debajo de los precios actuales, pero será cada centro acreditado el que lo fije aplicando los márgenes que considere», afirman fuentes de la universidad. Todas las pruebas serán diferentes entre sí. Primero, el estudiante empezará respondiendo unas preguntas determinadas y un algoritmo determinará las siguientes cuestiones adaptándose al nivel que el alumno ha mostrado.

Volver al kiosko